El mercado permanece estable en valores con poca presión en la oferta y demanda. 

La operativa en el mercado de haciendas es reducida. La poca oferta disponible es pretenciosa a la hora de cerrar negocios, a lo que se suma el clima que permite que los ganados sigan ganando kilos. Por su parte, la industria tampoco tiene presión compradora ya que la mayoría de las plantas han disminuido su nivel de actividad otorgando licencias a buena parte de sus trabajadores.

En materia de precios, los novillos se negocian entre US$ 3,40 y US$ 3,45, pudiéndose conseguir algunos centavos más por novillos especiales, así como también con plantas pasando por debajo de ese rango pero con poco éxito. En el caso de la vaca, se cotiza entre US$ 3,20 y US$ 3,25. Las entradas que se están dando son del 7 de enero en adelante.
Mientras tanto, en ovinos el mercado permanece firme para las categorías jóvenes, mientras que para las adultas hay poco negocios. Los corderos se negocian en el eje de US$ 4,30. En el caso de la oveja se negocian a US$ 3,75.

La Asociación de Consignatarios de Ganado (ACG) bajó dos centavos su referencia para el novillo gordo, a US$ 3,42, y uno la vaca, a US$ 3,17. En ovinos subió un centavo el cordero general a US$ 4,30, también uno el pesado a US$ 4,30 y subió dos centavos la oveja, a US$ 3,76.

En la semana que culminó el 27 de diciembre, influenciada por los feriados, la faena de vacunos cayó un 36% con respecto a la anterior hasta los 27.598 animales, la menor desde la culminada el 4 de enero.
En comparación a la semana equivalente del 2013, la faena fue un 13% mayor. Se faenaron 15.361 novillos (55,7% de la faena total) y 11.625 vacas (un 42,1% del total faenado).

Por su parte, la faena semanal de ovinos cayó a 30.400 animales, un 51% menor a la faena de la semana previa. La faena semanal fue un 30% inferior a la de la semana equivalente del 2013.

El índice INAC para el kilo de novillo de la semana que terminó el 20 de diciembre cayó de US$ 3,625 a US$ 3,602, y se ubicó un 6,8% por encima del precio que tenía hace un año. El kilo de vaca INAC pasó de US$ 3,309/kg  a US$ 3,286/kg, precio 4,1% superior al que había en 2013. El cordero INAC bajó, y pasó de US$ 4,423 por kilo a US$ 4,403, valor 12,8% mayor al del año pasado.

El precio promedio de exportación para la carne bovina cayó de US$ 4.100/t a US$ 3.865/t. El promedio de las últimas cuatro semanas móviles fue US$ 4.023, 1,4% mayor al que tenía a igual momento de 2013.

En carne ovina, el precio de exportación pasó de US$ 5.014/ton a US$ 4.541/ton. El ingreso promedio de las últimas cuatro semanas alcanzó los US$ 4.903/ton y fue 18% mayor al de igual momento de 2013.
La baja en el precio de exportación tanto en carne vacuna como en ovina, y especialmente los comentarios respecto a carne ovina, parecen indicar que el mercado empieza a sentir los cimbronazos que ocurren en el exterior.

banner-venta-campos
banner toros lateral
banner-inmobiliaria