Hubo bajas de precios en todas las categorías de haciendas gordas. 

Los precios del ganado gordo se volvieron a ajustar a la baja en todas las categorías, entre uno y dos centavos de dólar por kilo en pie y a la carne, según concluyeron los integrantes de la Asociación de Consignatarios de Ganado (ACG) en la reunión semanal realizada el lunes 5. Hay muy poca demanda debido a la época del año, “la gente está de vacaciones y se toma el descanso en serio”, dijo Sebastián Blanco, presidente de la ACG, a El Observador.

El empresario señaló que hay oferta de ganado gordo en el campo, pero que las lluvias posibilitan que los productores aprovechen la baja de precios para seguir engordando esos ganados y evitar complicaciones. “Ganado gordo hay y están buenos, pero el tema es el precio y la gente prefiere retenerlos”, señaló.

Consultado sobre la posición de la industria frigorífica en el mercado del ganado para faena, Blanco indicó que “está muy tranquila” y analizó que probablemente esa actitud esté relacionada a la quietud de los negocios en el exterior por el inicio del año.

Estimó que en la segunda quincena de enero la actividad retomará la firmeza, con la reapertura de las plantas industriales que se encuentran cerradas y con la presencia de las cuadrillas kosher realizando sus faenas.

El mercado de ovinos gordos sigue muy firme, la oferta disponible se vende sin inconvenientes y a muy buenos precios, a pesar de haber pasado la zafra de fin de año. En cuanto a la reposición, Blanco indicó que hay muy poca oferta y la demanda está aún más desinteresada que la del mercado de haciendas para faena.

banner-venta-campos
banner toros lateral
banner-inmobiliaria