Varias plantas ya tienen ganado comprado para las próximas tres o cuatro semanas de faena. 

Existen dificultades para la concreción de negocios de carne con clientes del exterior, fundamentalmente porque los compradores pretenden pagar precios inferiores a los que ofrecen las empresas locales. Serán los resultados esas negociaciones las que definirán las políticas de compras de haciendas en las próximas semanas, según explicó una fuente industrial consultada por El Observador.

Los grupos kosher siguen sin definir si vendrán a realizar sus faenas en Uruguay y se mantienen firmes en la negociación. Varias plantas frigoríficas ya tienen ganado comprado para las próximas tres o cuatro semanas de faena y mantienen en pausa la compra de más materia prima a la espera de definiciones de negocios de exportación.

En este marco, la Asociación de Consignatarios de Ganado calculó en su reunión semanal celebrada este lunes que los precios promedios de los ganados gordos vendidos la semana pasada fueron US$ 3,26 por kilo en cuarta balanza para los novillos y US$ 2,89 para las vacas.

Durante la semana pasada la planta industrial que más bovinos faenó fue BPU (4.049 cabezas), seguido de Frigorífico Tacuarembó (2.840) y de Frigorífico Canelones (2.622). En total se procesaron 40.562 reses, 53% eran novillos y 44% vacas.

 
banner-venta-campos
banner toros lateral
banner-inmobiliaria