El clima ha demorado el cierre de la cosecha cuando falta entre 25% y 30% de la superficie por recolectar. 

El mercado de la soja estuvo marcado por la volatilidad en la última semana. Este jueves los precios caían en Chicago a pesar de sólidos datos sobre exportaciones y sobre molienda para Estados Unidos. Ese país tiene una muy ajustada oferta de cara a los próximos meses. Eso hasta que entre la cosecha que el Departamento de Agricultura de Estados Unidos estimó en un nuevo récord, de casi 100 millones de toneladas.

Hoy los futuros más cercanos en Chicago –que reflejan la escasa oferta– están casi US$ 100 por tonelada por encima de las posiciones de referencia para la próxima zafra estadounidense.

Y eso ha permitido que los valores de la oleaginosa se hayan mantenido atractivos para los agricultores uruguayos, que están en el tramo final de la cosecha de esta zafra.

Las referencias el viernes pasado se acercaron a los US$ 500 por tonelada, luego cayeron lunes, se recuperaron martes y miércoles y perdieron algo de terreno este jueves pero entre SU$ 485 y US$ 490 por tonelada.

Cosecha demorada
El clima ha demorado el cierre de la cosecha cuando falta entre 25% y 30% de la superficie por recolectar, especialmente en el sur del país.

En general, los rendimientos de la soja en Uruguay han estado 300 a 400 kilos por debajo de lo previsto previo a la cosecha en el caso del área de primera.

Primeras siembras
En el trigo recién se están dando las primeras siembras. Los precios han retrocedido fuertemente. En Chicago anotaron ayer su séptima caída consecutiva.

Si bien algunas zonas de Estados Unidos los trigales fueron castigados por la sequía, el mercado ve una amplia oferta mundial, lo que no justifica el fuerte ascenso de precios durante las semanas anteriores.

banner-venta-campos
banner toros lateral
banner-inmobiliaria